Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Concierto de Luis Miguel entre disgusto, abucheos y microfonazo

Por: Marlene González Fotos: Shino HS -

Decepcionados con Luis Miguel, así quedaron miles de panameños y extranjeros que se dieron cita la noche del martes al centro de convenciones Amador, para disfrutar del concierto que daría el llamado “Sol de México”, como parte de su gira “México por siempre”.

Lo que prometía sería una noche llena de emociones y aplausos, terminó en disgusto, abucheos y microfonazo, a pesar de que, el nacionalizado mexicano de 48 años, salió al escenario con una gran sonrisa, la misma se convirtió en mueca pocos minutos después, y todo, según por lo que demostró en mímica, producto del sonido, porque le pegaba al micrófono y le pedía a su equipo de producción que le subiera el volumen.

Publicidad

Entre tarareo de sus canciones, dejar que el público cantase por él y no terminar los temas, el enojo de el “Sol” era evidente, tanto así que se fue hasta la esquina donde estaba su sonidista y, al parecer, le tiró el micrófono, acto que, según medios internacionales, no es primera vez que lo hace, en Argentina también, supuestamente, golpeó al sonidista por problemas con el audio.

En esta ocasión, según dio a conocer Teleshow, el sonidista se cansó de los reiterados maltratos y, luego de lo sucedido en Panamá, decidió iniciarle acciones legales al músico.

Magic Dreams emite comunicado

Debido a las múltiples quejas que dejaron los asistentes al concierto, la empresa organizadora del “show”, Magic Dreams, mediante un comunicado, aclaró que lo sucedido no fue responsabilidad de los promotores o proveedores de equipos de sonido.

Añadieron que Luis Miguel llegó a suelo patrio a las 8:54 p.m., y su presentación estaba cuadrada para las 9:00 p.m., por lo que no hizo prueba de sonido. “Por consiguiente no se pudo hacer el requerido soundcheck. En adición, todo lo que él escuchaba en sus audífonos (in-ears) son equipos que trae él. Los monitores de audio en el escenario, también son de él. Las consolas de audio, de él. Los micrófonos, de él, los ingenieros de sonido, de él.... Sin duda que en el escenario su frustración fue dirigida a su equipo de sonido”, se lee en el comunicado ofrecido al público por Magic Dreams.

Lo cierto es que Luis Miguel perdió miles de fanáticos en Panamá, quienes afirman no pagarán ni un centavo para volverlo a ver.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content