Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Rivera pone el pecho con Dios por delante

Mariano Rivera junto a su esposa Clara salen de la conferencia de prensa que dio el pelotero chorrerano ayer en Panamá. Foto: Anayansi Gamez

Por: Carlos Castillo Jiménez [email protected] -

Por segunda ocasión en los últimos 15 días, la leyenda panameña Mariano Rivera estuvo en su país y nuevamente se puso a disposición de la prensa especializada, para contestar lo que le quisieran preguntar sobre su gloriosa carrera deportiva.

Rivera, elegido de forma unánime al Salón de la Fama de Cooperstown el 22 de enero pasado, aprovechó la cita para asegurar que en algunos medios de comunicación han salido noticias poco serias, falsas y mal intencionadas sobre temas que son estrictamente familiares y personales, para referirse al caso que está en los tribunales panameños por sus dos hijos que tiene fuera del matrimonio.

Publicidad

El líder histórico de todos los tiempos en salvamentos (652) del béisbol de las Grandes Ligas, dijo que esas publicaciones están afectando a sus hijos, que siempre ha actuado como un buen padre de familia y le pidió por favor a la prensa respetar su posición y dejar que la justicia haga su trabajo sin presión.

Luego de leer ese escueto comunicado, Rivera se declaró listo para responder todo sobre su carrera deportiva y al ser preguntado por cómo maneja la fama y la religión, respondió: “Jajaja, bueno, yo no le llamo religión, es una relación, y la fama viene porque él (Dios) no las da, no porque yo haya merecido algo”.

“Yo no hice absolutamente nada, todo lo que hice, todo lo que fui y todo lo que soy se lo debo a Cristo, por eso la fama no me va a hacer mejor ni peor, no me siento famoso”, agregó.

Tal y como lo hizo el pasado 4 de febrero en el Estadio Rod Carew, en el inicio de la Serie del Caribe, Mariano volvió a decir que a corto plazo no está interesado en ser “coach” (entrenador), porque se quiere dedicar a su familia, a la fundación y a la iglesia.

“Mo” le pidió a sus compatriotas panameños que vayan a la ceremonia de exaltación a Cooperstwon, Estados Unidos, del domingo 21 de julio, cuando entrará de forma oficial al Salón de la Fama del mejor béisbol del mundo.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content